Fotos: Tatiana Minina

Resumen: Javier Rodríguez Barranco

Película: La reina del miedo

Festival del Málaga. Cine en español

Fecha: 14 de abril de 2018

                Ofrecemos a continuación un resumen de lo que fue la rueda de prensa con Valeria Bertuccelli.

  Valeria              Uno llega a la sala Rossini del Teatro Cervantes, donde se celebran habitualmente las ruedas de prensa durante el Festival de Málaga. Cine en Español, y observa que en la mesa sólo hay dos carteles: el de Valeria Bertuccelli y el de Fernando Méndez-Leite, adjunto a la dirección del Festival y que se encarga de la Sección Oficial. Entonces uno piensa, con la natural ignorancia que le caracteriza: “Pues sí qué se ha desplazado poca gente del equipo de La reina del miedo a Málaga”. Pero luego comprende que Valeria es una y trina: directora, guionista y protagonista del filme.

                Se inicia así la supradicta rueda de prensa y Valeria es preguntada en primer lugar acerca de cuánto hay de sí misma en este largometraje, a lo que la cineasta responde que ella fue una niña muy miedosa aunque ya lo ha superado. Por ello en esta cinta ha pretendido plasmar el miedo como motor de nuestras vidas, lo que se nos antoja un oxímoron: nada más paralizante que el miedo. En todo caso, Valeria admite que ha puesto en escena un miedo no heroico. De ahí que su película se convierta en un modo de mostrar miserias. Todavía mantiene, sin embargo, un cierto temor a perder el control sobre la vida.

 Valeria               Continúa la rueda de prensa y Valeria va contestando que en lo que constituye su primer filme detrás de las cámaras, vulgo ópera prima, ésta era precisamente la idea que estaba en su cabeza. En un primer momento compaginaba el actuar en otras películas o el teatro con la redacción del guion, pero llegó un momento en que tuvo que dejar de actuar para poder concentrarse en la escritura de La reina del miedo.

                Sí, sí se siente satisfecha del resultado obtenido. Siente que el espectador puede meterse en su cabeza y eso le gusta. De hecho, ya desde el primer corte le pareció un buen proyecto.

                En cuanto a los colores, efectivamente, en tonos apagados, considera que no podía ser de otra manera, que no podía optar por tonos muy contrastados porque lo que esta película requería era esas modalidades sepia.

 Valeria               Pero no considera que siendo directora tenga más poder que siendo actriz. No era ésa la cuestión que se planteó a la hora de abordar La reina del miedo y todo el equipo artístico y técnico añadieron su propia visión del filme y se comportaron como compañeros y amigos. Hubo mucha coordinación entre todos, algo que hubiera fascinado a  Jean-Luc Godard en su época más democrática, me permito apuntar de mi propia cosecha.

                La reina del miedo formó parte de la Sección Oficial de Sundance y ahí se proyectó incluso antes que en Argentina. Guarda muy buenos recuerdos de esa experiencia, donde fue galardonada con el Premio a la Mejor actriz, algo que no esperaba y, de hecho, ya había regresado a Argentina cuando se hizo público el palmarés, por lo que tuvo que enviar un saludo por vídeo.

                La banda sonora es de Vicentico, bien conocido en Argentina y desde el primer momento hubo mucha compenetración.

 Valeria               Le gustaría repetir como directora. Hacía mucho que quería dirigir, si bien no sabría decir a qué género adscribir La reina del miedo. En mi modesta opinión habría que incluir esta cinta dentro de un tipo de cine muy intimista, puesto que no es la acción lo que prima sino el perfil psicológico de la protagonista.

                Es cierto que se trata de una película con una fuerte carga femenina, pero no buscaba un largometraje feminista. Quizá es algo que ahora mismo flota en el ambiente.

                Y no, no fue nada fácil la financiación. Hubo que cambiar varias veces de productora.

  Valeria              Digamos que eso fue, a nuestro entender, lo más destacado de la rueda de prensa, pero a uno le queda el sabor agridulce de haber asistido a una magnífica película y una charla con una cineasta que tiene mucho que aportar, pero la sala de prensa estaba prácticamente vacía, siendo así que probablemente sea la persona más galardonada antes de que se iniciara el Festival de Málaga. Ya hemos comentado el premio a la Mejor actriz en Sundance. Entonces uno recuerda que en otras ruedas de prensa concedidas por el famosete de turno, que no tiene nada realmente que decir y que ha hecho carrera en las teleseries, aquello se desbordaba de periodistas y le parece muy injusto y un triste signo de los tiempos que corren.